Desde hace bastante tiempo sabemos que Google emplea técnicas manuales (complementarias a su algoritmo de relevancia), para determinar si los resultados obtenidos son o no relevantes, y esto lo hace mediante los llamados “Quality Rater” personas de carne y hueso que están permanentemente evaluando los resultados de las búsquedas. Algunos hasta se animaron a publicar los diferentes tipos de escalas de calificación que emplea Google en sus evaluaciones y que se filtraron a través de un paper Seguir Leyendo…